DeporteFisioterapiaLesionesMusculaturaRecuperación

Lesiones musculares en el fútbol

Lesión muscular de Dembelé

Lesiones musculares y fútbol

Todos los aficionados del fútbol conocéis futbolistas que hayan sufrido alguna lesión muscular. Futbolistas amateurs o de primer nivel; de un equipo o de otro, defensa o delantero… Ninguno se libra de las lesiones musculares. Y es que, las lesiones musculares en el fútbol forman parte del día a día.

Dembelé, delantero del FC Barcelona aparece en el suelo lamentándose tras una nueva lesión muscular en el fútbol
Lesión Dembelé

Incidencia de las lesiones musculares

En el mundo del deporte son muy comunes las lesiones musculares. De hecho, los datos reflejan que entre el 30 y el 60% de las lesiones deportivas son lesiones de origen muscular. En concreto en el fútbol, podemos destacar que durante el Mundial del 2014 la FIFA recogió que el 25% de las lesiones que se produjeron en esta competición correspondieron a lesiones musculares.  Por otro lado, la mayoría se producen durante los partidos y no tanto en los entrenamientos.

¿Cómo se producen? ¿Qué se siente cuando te rompes?

Las lesiones musculares se producen por una fuerza tensional externa que somete al músculo a cierta tensión la cual no es capaz de soportar. Suelen suceder en saltos, giros, cambios de velocidad, sprint..

Son numerosos los futbolistas que van corriendo y de repente se paran en seco, comienzan a cojear e inmediatamente piden el cambio. Y es que, cuando «te rompes» sientes perfectamente ese pinchazo en el lugar de la lesión que te impide continuar jugando.  

Síntomas de las lesiones musculares

  • Dolor: Desde el momento en el que se produce la rotura aparece dolor en la zona. Además, el futbolista lesionado es capaz de señalar «a punta de dedo» el lugar de la lesión.
  • «Pinchazo» e impotencia funcional: El futbolista no podrá continuar y deberá ser sustituido. Será incapaz de correr y/o desarrollar cualquier acción que implique al músculo lesionado.
  • Hematoma: En las lesiones más graves, días después de la lesión puede aparecer derrame en la zona lesionada.
  • Signo del hachazo: Cuando la rotura es severa, se puede notar a la palpación «hundimiento» en la zona de la lesión.

Factores de riesgo de las lesiones musculares

Existen 4 factores de riesgo principales en las lesiones musculares

  • Carga de trabajo a la que se ve sometido el futbolista. En muchas ocasiones los futbolistas llegan a jugar 3 partidos por semana. Una carga de trabajo elevada hace más susceptible de lesión al músculo
  • Lesión previa, es decir, un futbolista con una lesión previa en el mismo músculo aumenta el riesgo de poder sufrir una nueva lesión.
  • Fatiga: Un músculo fatigado es mucho más “débil” y tolera menos carga por lo que aumenta el riesgo de lesión.
  • Fuerza muscular

Otros factores riesgo a tener en cuenta son el tipo de deporte (mayor riesgo en deportes de sprint), edad del deportista, estabilidad lumbopélvica, descanso entre partidos, nutrición, estado psicológico…

¿Qué lesión muscular es la más común el el fútbol?

La rotura de los isquiotibiales es la lesión más común en el fútbol. Los isquiotibiales se componen de 3 vientres musculares: bíceps femoral, semitendinosos y semimembranoso. Dentro de estos tres, el bíceps femoral es el que más se lesiona. En concreto supone un 12% de las lesiones en el fútbol. Según el FC Barcelona, en un equipo de 25 jugadores, se registran aproximadamente 6 lesiones de isquiotibiales por temporada.

Imagen posterior de los MMII en la que se señalan los tres músculos que componen los isquiotibiales: bíceps femoral, semitendinoso y semimebranoso. Los isquiotibiales son los músculos que mayor número de lesiones musculares sufren en el fútbol
Músculos isquiotibiales

Pronóstico – ¿Cuándo puede volver a jugar?

Ante una lesión de un futbolista esta es la primera pregunta que se plantea. Tanto el jugador, como el entrenador como los aficionados desean volver a ver cuanto antes al futbolista jugando. Pero ¿cuánto tiempo se tarda en recuperar una lesión muscular?

No existe una respuesta exacta a esta pregunta. Las lesiones más sencillas (ligeras contracturas musculares, leves elongaciones…) suelen tardar unos 15 días en recuperarse. Por otro lado, una rotura parcial tarda alrededor de 4 semanas en recuperarse. Podríamos decir que el «tiempo estándar» es entre 4 y 8 semanas. Sin embargo, lesiones de mayor gravedad pueden requerir un tiempo de recuperación entre 3 – 5 meses. A continuación, detallamos factores que van a condicionar este return to play.

  • Antecedentes: Si se han producido lesiones previas en el mismo músculo, el tiempo de recuperación será mayor
  • Localización de la lesión: Las lesiones que se producen en el vientre muscular («medio» del músculo) se recuperan antes que las que se producen en la unión miotendinosa («extremos» del músculo»)
  • Severidad de la lesión: No es lo mismo una pequeña elongación muscular (2 – 3 semanas), que una rotura parcial (4 – 8 semanas) o una desinserción muscular (> 3 meses). A mayor gravedad mayor tiempo de recuperación
  • Posición del jugador: Las exigencias físicas de un lateral no son las mismas que las de un portero. Por ello ante una misma lesión, la demarcación del jugador determinará en parte su return to play

Tratamiento

El tratamiento de las lesiones musculares va a depender de la severidad de las mismas. En los casos más graves, requerirán de tratamiento quirúrgico. En el resto de casos, l os fisioterapeutas junto con los preparadores físicos son los encargados de llevar a cabo el tratamiento de las lesiones musculares en el fútbol.

Durante la fase aguda de la lesión (primeras 48 horas) el deportista deberá guardar reposo y aplicar hielo. Una vez superada esta fase, se iniciará el trabajo de fisioterapia (Terapia manual, electroterapia, ejercicio terapéutico…) con el objetivo de la cicatrización de la lesión y la mejora del tejido muscular. Por último, cuando la lesión está «reparada» se iniciará el trabajo de campo con el fin de que el deportista recupere su condición física. Es decir, prepararle para volver a entrenar y a competir con el resto del equipo.

Messi tumbado en una camilla recibiendo el tratamiento de fisioterapia tras lesión muscular.
Trabajo de fisioterapia

Prevención de lesiones musculares en el fútbol

Por último, cabe destacar que lo ideal tanto en el fútbol como en cualquier otro deporte es llevar a cabo un buen trabajo con el objetivo de prevenir estas lesiones muscular. En la prevención de lesiones musculares es importante tener en cuenta los siguientes factores:

  • Control de cargas: Como hemos comentado anteriormente, los futbolistas compiten cada 3 días por lo que se deben controlar las cargas a las que son expuestos y tener en cuenta los descansos necesarios.
  • Evitar el return to play anticipado tras una lesión: Ya hemos visto que no todos los futbolistas van a necesitar el mismo tiempo de recuperación tras una lesión muscular. Sin embargo, es muy importante que no retorne a la competición hasta que la recuperación sea completa. Una recaída supondrá un duro golpe para el futbolista y ralentizará mucho más su nueva vuelta a la competición.
  • Entrenamiento neuromuscular y propioceptivo: En el fútbol no todo se hace con el balón. Existe un trabajo de fuerza y de estabilidad (ejercicios excéntricos, ejercicios propioceptivos, trabajo de coordinación, CORE…) que resulta vital en la prevención de lesiones.
  • Estrategias de recuperación: Factores como una correcta alimentación o una buena higiene del sueño son vitales en la prevención de lesiones.

Recuerda que ante cualquier lesión, es importante que acudas a un profesional sanitario para que te oriente y desarrolle un correcto tratamiento. En Centro AMAYPE estaremos encantados de ayudarte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.